Foro DINASTÍAS | La Realeza a Través de los Siglos.

Nuevo tema Responder al tema  [ 83 mensajes ]  Ir a página 1, 2, 3, 4, 5 ... 7  Siguiente
Autor Mensaje
 Asunto: VICTORIA LUISE, LA HIJA DEL ÚLTIMO KÁISER
NotaPublicado: 18 Feb 2008 03:56 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17294
Subforo para...

Imagen

Victoria Luise Adelheid Mathilde Charlotte, princesa de Prusia, princesa imperial de Alemania. Su padre, el káiser Wilhelm II, y su madre, la kaiserina Augusta Victoria, conocida por familiares y allegados por el diminutivo de Dona, habían tenido nada menos que seis hijos varones antes de que llegase al mundo la séptima criatura, esta vez una niñita a la que se llamó Victoria Luise. Esa circunstancia marcó su lugar en la familia, proporcionándole una relación especial tanto con su padre como con su madre.


Reporte este mensaje
Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 23 Feb 2008 13:19 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17294
Imagen
Victoria Luise, bebé, en el regazo de su madre, la kaiserina Dona.

Wilhelm II, káiser de Alemania, se había casado cuando era todavía el príncipe Wilhelm de Prusia con la princesa Auguste Victoria Friederike Luise Feodora Jenny de Schleswig-Holstein-Sonderburg-Augustenburg. El enlace se había celebrado el veintisiete de febrero de 1881, con la pompa requerida para una boda de un heredero de los Hohenzollern; sin embargo, hasta que se había alcanzado el compromiso que derivó en ese intercambio de votos nupciales, se había producido cierta controversia respecto a la idoneidad de la novia.

En su juventud, Wilhelm había estado "perdidamente enamorado" de una de sus primas hermanas de Hesse-Darmstadt, Elisabeth, denominada por familiares y allegados Ella. Ella, hija del gran duque Ludwig IV de Hesse-Darmstadt y la esposa de éste, nacida princesa Alice de Gran Bretaña e Irlanda, tenía entre sus tías maternas a Vicky, madre de Wilhelm. Se trataba de una de las nietas más hermosas y cautivadoras de la reina-emperatriz Victoria, venerada abuela materna de Wilhelm (lo cual tenía su miga, porque la relación del muchacho con su madre podía considerarse una relación de amor-odio y, aparte, el chico manifestaba una curiosa mezcla de admiración y repulsión hacia el poderío británico). Sin embargo, pese a la adoración que Willy tributaba a Ella, ésta prefirió mantenerle a distancia con el mayor tacto posible. La preciosa Ella no correspondía en absoluto a los cálidos sentimientos de su primo Willy y, de hecho, acabó casándose con el gran duque ruso Sergei "Gega" Alexandrovich.

Imagen
El joven Willy, a la izquierda, con otro príncipe heredero: Rudolf de Austria.

Imagen
Una elegante imagen de Ella de Hesse, posteriormente gran duquesa Elizaveta Feodorovna de Rusia, prima hermana y gran amor de Willy.

El chasco que se llevó Willy fue de considerables proporciones. Resentido por la boda rusa de su encantadora prima, mantuvo una fuerte predilección hacia ésta, pero, en cambio, se negó a relacionarse en adelante con el gran duque Sergei: sólo si se encontraban EN PÚBLICO mostraba una lejana cortesía, pero en privado ni se miraban a la cara ni se hablaban. En todo caso, consciente de la necesidad de casarse y garantizar el futuro de la dinastía a la cual pertenecía, Willy se buscó una princesa que no había duda de que le aceptaría de mil amores: Auguste Victoria, llamada Dona por los suyos.

En la familia Hohenzollern y en la cancillería prusiana se produjo un encendido debate. Los Hohenzollern se caracterizaban por revisar puntillosamente el "pedigree" de sus eventuales esposas, y, en ese sentido, había bastante que considerar por lo que se refería a Dona. El padre de ésta se intitulaba Frederick VIII duque de Schleswig-Holstein, pero en realidad su soberanía sobre esos controvertidos ducados se quedaba en agua de borrajas; pertenecía a una rama menor de la casa real danesa y, peor aún, su madre había sido una simple condesa Danneskiold-Samsøe. Respecto a la madre de Dona, Adelheid de Hohenlohe-Langenburg, tenía por progenitor a un oscuro príncipe de Hohenlohe-Langenburg que, para su suerte, se había casado con Feodora de Leiningen, medio hermana mayor de Victoria de Inglaterra. Por tanto, por vía materna, Dona podía ufanarse de ser una sobrina-nieta de la abuela materna de Willy.

Finalmente, se determinó que el background de Dona era "aceptable", por mucho que la tempestuosa hermana preferida de Willy, Charlotte "Charly", siguiese rezongando. El compromiso de Willy y Dona se anunció en público, unos meses antes de que se llevase a cabo la boda.

Imagen
Willy y Dona, joven pareja.

La madre de Willy, Vicky, acogió con afecto a su nuera, confiando en que esta nieta de la queridísima tía Fidi se mostraría afectuosa hacia ella. Dado que Willy parecía empeñado en incrementar siempre las amargas vicisitudes de Vicky en la corte alemana, la mujer se hizo la ilusión de que la nueva princesa se dedicaría a limar asperezas para que surgiese una etapa de franca conciliación. Pero en ese sentido Dona defraudó las expectativas de Vicky. Estaba tan agradecida a Willy por haberla elegido para convertirse en su futura emperatriz que se amoldó enteramente a la personalidad de él. Se mostraba silenciosa, extremadamente dócil y sumisa por completo: jamás se le hubiese pasado por la cabeza la idea de cuestionarle en lo más mínimo, de plantearle algún velado reproche por una actitud desagradable de él o de tratar de encauzarle en otra dirección a la que él había tomado por su cuenta.

Representar el papel de la mansa y devota esposa que Willy quería le hizo por tanto asumir una actitud distante o desabrida hacia Vicky. En los años siguientes, la principal contribución de Dona a la dinastía consistió en alumbrar hijos con absoluta regularidad. Su primogénito, Friedrich Wilhem Victor Augustus Ernest, al cual denominarían sencillamente Fritz, nació a primeros de mayo de 1882, cuando aún no se habían cumplido quince meses de la boda de los padres. Ese niño regocijó al padre, pero éste insistió en que se hacía necesario reforzar la línea sucesoria, de modo que la madre se embarazó por segunda vez en el plazo de seis meses. El príncipe Wilhelm Eitel Friedrich Christian Karl (conocido por los nombres Eitel Friedrich) nació recien estrenado el mes de julio de 1883.

Después llegarían Adalbert Ferdinand Berengar Viktor, en julio de 1884; August Wilhelm Heinrich Günther, denominado Auwi, en enero de 1887; Oskar Karl Gustav Adolf, en julio de 1888 y Joachim Franz Humbert en diciembre de 1890. El ciclo de embarazos y partos se cerraría el trece de septiembre de 1893, con el nacimiento de Victoria Luise Adelheid Mathilde Charlotte, la única fémina además de la benjamina de la familia.


Reporte este mensaje
Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 23 Feb 2008 13:46 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17294
En un detalle muy feo, Dona se apresuró a hacer saber a su suegra Vicky que el hecho de que la niña llevase de primer nombre de pila Victoria no constituía un tributo hacia ella, sino hacia la reina Victoria de Inglaterra. Era una pequeña humillación más de las muchas que había tenido que resistir con encomiable dignidad Vicky.

Imagen
Vicky, emperatriz viuda de Friedrich III, que había reinado apenas tres meses antes de morir a consecuencia de un cáncer, y madre denostada de Wilhelm II.

Le constaba que sus dos hijos mayores, Willy y Charly, no le aportaban nada excepto desilusiones y penas; afortunadamente, contaba con el afecto de su hijo Henry (casado muy felizmente con Irene de Hesse, hermana de aquella Ella que había traído de cabeza a Willy en una época pasada) así como de sus hijas menores: Victoria (Moretta), Sophia (Sossy) y Margaret (Mossy).

Para cuando nació nuestra protagonista, Victoria Luise, sus tres tías menores habían sufrido su buena cuota de problemas con el káiser Wilhelm. Victoria, apodada "Moretta", había estado muy enamorada en su juventud del apuesto príncipe Alexander "Sandro" de Battenberg, quien luego se había convertido, por varios años, en el zar Alexander de Bulgaria; pero ese romance se había visto tristemente frustrado por los intereses de los Hohenzollern y las conveniencias de Prusia. La desencantada Moretta se había visto en la tesitura de tener que casarse, en noviembre de 1890, con un amigo del káiser, el príncipe Adolf de Schaumburg-Lippe: en los primeros meses de convivencia, la esposa se había embarazado y había abortado, tras lo cual quedó incapacitada para concebir otros hijos.

Sophia, "Sossy", había protagonizado una sonada bronca familiar también en 1890. En octubre de 1889, se había casado con el príncipe heredero de Grecia, Constantino, hijo del rey Georgios I con su consorte Olga. Constantino, que había asistido a la universidad alemana de Heidelberg y había recibido instrucción militar en el ejército prusiano, no le pareció un mal partido para Sophia al káiser Wilhelm siempre que ésta permaneciese luterana, sin convertirse a la religión ortodoxa. Pero al cabo de unos meses de matrimonio, Sophia anunció su voluntad de adherirse a la iglesia griega. El káiser Wilhelm se lo tomó como si su hermana le hubiese propinado una patada en el trasero y, peor aún, en el orgullo dinástico de los Hohenzollern: anunció que si ella se transformaba en una buena ortodoxa, habría demostrado no ser digna de su condición de princesa germana por lo que se la consideraría apartada de su familia de origen y se le prohibiría volver a pisar suelo alemán. Vicky esperó, en vano, que su nuera Dona, quien siempre se había avenido con Sophia, terciase a favor de la cuñada: la kaiserina se posicionó firmemente junto a su káiser, siguiendo la pauta habitual de su relación. Así las cosas, Sophia "Sossy" demostró poseer dignidad y coraje: redactó para su hermano Willy un mensaje muy gráfico acerca de que él tenía que haberse vuelto loco para tratar de impedirle la entrada en Alemania, pero no mandó esa nota a través de correo privado, sino mediante un telegrama, para que se enterase todo el mundo. La furia de Willy se manifestó plenamente, en tanto que Dona se ponía histérica: por esa época estaba encinta de su hijo Joachim, así que la crisis precipitó el parto poniendo en peligro al bebé prematuro. Willy aprovechó para declarar en una carta dirigida a Vicky que si el bebé fallecía por haber venido al mundo antes de tiempo, Sophia habría sido "la asesina" de ese pequeño príncipe. Evidentemente, las cosas entre Willy, Dona y Sophia se estropearon de manera irremisible.

En cuanto a Margaret, "Mossy", que vivió esos dramáticos episodios de familia al lado de su atribulada madre, se había casado apenas nueve meses antes del nacimiento de su sobrina Victoria Luise con Friedrich Karl de Hesse-Cassel, "Fischy". La boda con "Fischy" proporcionó felicidad a "Mossy", que provenía de un entorno tan marcado por las disensiones.


Reporte este mensaje
Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 23 Feb 2008 15:44 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17294
Aunque en su versión "extendida" la familia a la que llegó la niña Victoria Luise estaba marcada por divergencias profundas que parecían insalvables, el núcleo inmediato en el que se vió acogida puede calificarse de muy satisfactorio.

Imagen
Imagen de época mostrando a la pareja imperial alemana.

Willy y Dona formaban un matrimonio armónico. Todos daban por hecho que el éxito de la pareja se había fraguado sobre la fervorosa sumisión de Dona hacia Willy. En conjunto, Dona parecía una figura muy poco atrayente: carecía de belleza o estilo glamuroso, más bien transmitía una idea de rotunda fecundidad a través de su aspecto; no poseía la brillantez intelectual de su suegra ni la capacidad para encandilar a la gente que distinguiría en una etapa posterior a la esposa de su hijo primogénito; era una mujer de aire grave, rígida y al menos hacia el exterior marcando siempre las distancias. Sin embargo, por su absoluta adhesión y lealtad inquebrantable se trataba de la consorte que quería a su lado un tipo tan soberbio y arrogante como Willy. La kaiserina perfecta, por lo que concernía a aquel kaiser, aunque muchos se mofasen de ella empleando el nada halagüeño apelativo "la vaca de Holstein".

Los dos habían procreado tal y como se esperaba de ellos. Puede decirse que Dona cumplió el principal objetivo de una consorte real con creces, dado que, ya lo hemos visto, produjo seis varones y una hembra de indudable legitimidad. La estampa de la familia se distribuyó profusamente, porque encarnaba el presente y el futuro del reich germánico:

Imagen
En los parques de Postdam. Obsérvese a la pequeña y deliciosa Victoria Luise, sosteniendo un gran ramo de flores.

Siguiendo la tónica de la época, los chicos (Fritz, Eitel Friedrich, Adalbert, Auwi, Oskar y Joachim) se vieron bajo un mayor grado de exigencia. Pese a los muy ambivalentes y conflictivos sentimientos de Willy hacia Inglaterra, el país natal de su desdeñada madre, un selecto grupo de nannies llegadas de territorio británico se encargó de aquel hatajo de chiquillos imperiales en las habitaciones preparadas a tal efecto. Pero los varones abandonaban las nurseries lo antes posible: había que hacer de ellos cadetes prusianos en miniatura, convertirles en muchachos recios mediante una estricta disciplina militar, antes de que, ya adultos, pudiesen recibir una formación en el ámbito civil (los príncipes prusianos tenían la sana costumbre de asistir a las universidades, algo que no ocurría, por ejemplo, con los archiduques austríacos). En cambio, de Victoria Luise sólo se esperaba que se transformase en una perfecta princesa: de una nannie llamada Annie Topham que le enseñó a expresarse en un pulido inglés, pasó a manos de una preceptora alemana cuidadosamente elegida, Elisabeth von Salern.

Victoria Luise nunca percibió el desagradable temperamento y la rudeza prepotente de su padre: Willy se derretía con su única hija. Con los chicos podía ejercer la paternidad de forma ciertamente estricta, sin margen para buscar una afectuosa complicidad; pero con la niña se portaba de manera sustancialmente distinta: cualquier deseo de la pequeña se cumplía de inmediato, no se temía malcriarla y volverla exageradamente caprichosa.

Imagen
Victoria Luise sentada en el regazo de su padre.

La kaiserina también parece haber rodeado de cálido afecto a su pequeña, a juzgar por las memorias de la interesada, que reflejan a una madre bondadosa y caritativa (cuando, en general, la percepción que se tenía de ella cuadraba más con una mujer pagada de sí misma que participaba en obras de beneficiencia porque formaban parte de la agenda típica de una soberana).

Imagen
Una tierna fotografía de Dona con Victoria Luise.

En lo que atañía a sus hermanos, Victoria Luise creció particularmente unida a los menores de entre los seis chicos: Oskar y Joachim. Eso no significa que los cuatro mayores -Fritz, Eitel Friedrich, Adalbert y Auwi- no tratasen con mimo a la pequeña, porque lo hacían constantemente. Pero la proximidad de edad marcaba una pauta distinta en la relación de la princesa con los dos que habían nacido con posteridad a ese grupo. Con los años, la afinidad espiritual con Oskar se hizo meridianamente clara y Victoria Luise acabaría jugando un papel fundamental en el logro por parte de ese hermano concreto de la felicidad conyugal.


Última edición por Minnie el 18 Abr 2008 21:17, editado 1 vez en total

Reporte este mensaje
Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 23 Feb 2008 16:22 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17294
Imagen
Una imagen del príncipe heredero Fritz con su hermanita Victoria Luise que permite observar la diferencia de edad.

Los diez años de distancia entre Fritz, el primogénito, y Victoria Luise se hicieron notar enseguida. Victoria Luise tenía sólo nueve años cuando su abuela Vicky, con quien apenas se había relacionado, falleció de un cáncer en la espina dorsal en su adorado Friedrichshof.

Imagen
Victoria Luise.

Cuatro años más tarde, teniendo Victoria Luise por tanto trece años, Fritz contrajo matrimonio con Cecilie de Mecklenburg-Schwerin.

A esas alturas, la introducción de Cecilie en la familia imperial supuso un revulsivo para Victoria Luise. La princesa pre-adolescente se quedó absolutamente fascinada con su deslumbrante cuñada, a quien llamaba, cariñosamente, "Cilly".

Imagen
Cecilie, "Cilly".

Imagen
Victoria Luise en esa época.

En sus memorias, escritas décadas después, Victoria Luise se explayaría a propósito de una cuñada que, a sus ojos, resultaba una princesa de cuento de hadas. Por supuesto, su edad mantenía a Victoria Luise ajena a la realidad: Fritz mantenía una tórrida aventura con la cantante de ópera norteamericana Geraldine Farrar cuando se casó con Cecilia, y la relación no se interrumpió tras la celebración del matrimonio ni cuando la esposa se quedó embaraza.


Reporte este mensaje
Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 18 Abr 2008 21:21 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17294
Creciendo...


Imagen
Con su hermano Joachim.

Imagen
Muy signorina.

Imagen

Imagen
Dos elocuentes imágenes de la hija del káiser.


Reporte este mensaje
Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 25 May 2008 10:17 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17294
Algunas que se habían quedado en la carpeta de Victoria Luise niña:

Imagen

Imagen


Reporte este mensaje
Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 24 Sep 2008 22:49 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17294
Otra vez Victoria Luise, aquí jugando al tenis con su hermano Joachim:

Imagen

Y unos pocos años después, montando a caballo con su hermano Oskar:

Imagen


Reporte este mensaje
Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 24 Sep 2008 22:50 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17294
Una joven princesa:

Imagen


Reporte este mensaje
Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 24 Sep 2008 22:50 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17294
Contrastes:

Imagen

Imagen


Reporte este mensaje
Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 24 Sep 2008 22:51 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17294
Imagen

Imagen


Última edición por Minnie el 24 Sep 2008 22:53, editado 1 vez en total

Reporte este mensaje
Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 24 Sep 2008 22:52 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17294
Imagen

Imagen


Reporte este mensaje
Arriba
 Perfil  
 


Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Nuevo tema Responder al tema  [ 83 mensajes ]  Ir a página 1, 2, 3, 4, 5 ... 7  Siguiente


¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 0 invitados


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro
No puede enviar adjuntos en este Foro

Buscar:
Saltar a:  



Style by phpBB3 styles, zdrowie zdrowie alveo
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group
Base de datos de MODs
Traducción al español por Huan Manwë para phpbb-es.com
phpBB SEO
Crear Foro | Subir Foto | Condiciones de Uso | Política de privacidad | Denuncie el foro