Foro DINASTÍAS | La Realeza a Través de los Siglos.

Nuevo tema Responder al tema  [ 26 mensajes ]  Ir a página 1, 2, 3  Siguiente
Autor Mensaje
 Asunto: VICTORIA & JOHN BROWN
NotaPublicado: 14 Sep 2009 22:00 
Desconectado
Madre Fundadora
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 18377
Ya sé que hay un espacio dedicado a la reina Victoria...

...pero esta historia merecía un rincón propio, porque es quizá una de las historias de ¿amistad?¿amor? más hermosas de las que han llegado hasta mi conocimiento. Hay algo profundamente emotivo y conmovedor en la relación entre la reina emperatriz Victoria y un ghillie escocés cuya franqueza no estaba exenta de cierta rudeza pero que ofrecía una lealtad inquebrantable. En cierto modo, éste es mi particular tributo a John Brown. Seguramente, a Victoria, que era mucho menos "victoriana" de lo que la pintan algunos, le hubiera encantado la idea de que aquí nos acordásemos de John Brown.

Imagen
Victoria y John Brown en el parque de Osborne House, isla de Wight.


Como se trata de una historia que me produce una intensa melancolía…

…permitidme iniciarla por el final.

Marzo, año 1863. El día de Pascua de Resurrección, un domingo, amanece extremadamente frío en Windsor Castle. Soplan vientos racheados, que a menudo empujan los ligeros copos blancos de una nevada tardía. A pesar de que el clima invita a permanecer en el interior de la residencia, quizá incluso al amor de la lumbre, el sirviente predilecto de la reina Victoria se empecina en pasar largas horas a la intemperie. Los fenianos irlandeses han amenazado, recientemente, con perpretar un atentado en el cual la víctima sería, con un poco de “suerte”, la mismísima soberana británica. John Brown ha experimentado un serio disgusto entreverado de enojo por la bravuconería de aquellos “malditos fenianos”; pero, sobre todo, siente preocupación, una vaga aprensión que a ratos se transforma en potente alarma. Por esa razón, John Brown ha querido salir al parque, recorrerlo una y otra vez en busca de intrusos o de lugares recónditos por los que pudiera llegar a adentrarse en el recinto cualquier elemento peligroso. En el castillo, la inmensa mayoría sacuden la cabeza ante la terquedad del escocés. Si no bebiese tanto como bebe, se habría ahorrado el ataque de paranoia: eso piensa, más o menos, la gente. Y, desde luego, trasiega whisky constantemente. El lunes, John Brown no podrá repetir su “guardia en el parque” del domingo: su rostro hinchado y enrojecido hace temer un brote de erisipela, pero, aparte, ha cogido un trancazo monumental. Intenta curarse el catarro con lingotazos de whisky y el resultado será un fenomenal episodio de delirium tremens que lleva por la calle de la amargura al médico de confianza: el doctor Reid.

El doctor Reid está al límite de sus fuerzas, para decir la verdad. Lleva dos semanas atendiendo a la reina Victoria, que se encuentra encamada a causa de un virulento acceso de reumatismo. Que, en esa tesitura, John Brown sucumba a un delirium tremens obliga al doctor Reid a moverse constantemente desde la alcoba de la reina a la habitación del sirviente para atender a ambos con absoluta dedicación. La cosa tiene un mérito especial si se considera que la madre de Reid ha enviado a éste una carta informándole de que el padre se encuentra agonizante. Reid desearía marchar al encuentro del padre que se le muere y de la madre que se dispone a encajar semejante pérdida, pero no se atreve. Así que Reid sacrifica su deseo, muy natural, de abandonar Windsor. Él se debe, antes que nada, a Victoria. Victoria le necesita. Y le necesita por partida doble, porque no sólo está en juego su salud, sino la salud del queridísimo Brown.

A pesar de los desvelos del doctor Reid, John Brown empeora rápidamente. Parece mentira que un tipo de constitución tan robusta haya podido deteriorarse a tal punto a causa de la ingesta absolutamente inmoderada de whisky o de un cóctel de whisky con vino clarete que él ha inventado. Con apenas cincuenta y seis años, después de treinta y cuatro años al servicio de la reina Victoria, John Brown fallece en Windsor -¡tan lejos de su Crathie natal, en el Aberdeenshire!- en la desapacible tarde del 27 de marzo de 1863.

No va a ser Reid quien le comunique el fatal desenlace a Victoria. De hecho, NADIE se atreve a transmitirle aquella noticia a la reina que trata de recobrarse del último achaque. Tras varias horas dándole vueltas a la pregunta “¿a quien se le pide que le ponga este cascabel al gato...?”, llegan a la conclusión de que la persona idónea para interpretar el papel que nadie desea asumir es...el príncipe Leopold, duque de Albany. Leopold no se encuentra precisamente “en plena forma”: antes de encamarse ella misma, Victoria había visitado en el cercano Claremont a su hijo, a su nuera y a la niñita que ambos habían el mes precedente, en febrero. A Victoria le había impresionado vivamente la escena que había encontrado en Claremont: Leo, hecho una piltrafa, se mantenía tendido en un cómodo diván; otro diván acogía a su esposa Helen, todavía debilitada por la reciente maternidad. A pesar de los pesares, se insta a Leo a que salga de su confinamiento para cubrir el trayecto de Claremont a Windsor con la misión de informar a Victoria de que John Brown ha fallecido.

Sólo es posible experimentar compasión hacia Leo de Albany. Realiza un denodado esfuerzo por trasladar lo acontecido a Victoria con tacto y delicadeza, pero le resulta penoso contemplar el efecto de sus palabras en la reina. Los ojos de Victoria se arrasan en llanto mientras su rostro adquiere una absoluta palidez; se tambalea, está a punto de perder por completo el equilibrio, necesita que la sostengan. La tristeza que emana de la figura rechoncha de la reina sobrecoge a quienes se encuentran cerca.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: VICTORIA & JOHN BROWN
NotaPublicado: 14 Sep 2009 22:11 
Desconectado
Madre Fundadora
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 22:02
Mensajes: 27118
Ubicación: ESPAÑA
¿Habéis visto la película Mrs. Brown...?
Aplaudo totalmente la idea de este hilo Minnie... siempre he tenido ganas de saber más de esta historia (La película si la he visto).
Quiero decir contada por tí <o>

_________________
Imagen


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: VICTORIA & JOHN BROWN
NotaPublicado: 14 Sep 2009 22:29 
Desconectado
Madre Fundadora
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 18377
Sir Henry Frederick Ponsonby, el muy fiel secretario privado de la reina Victoria, había imaginado el poderoso impacto que provocaría la repentina pérdida de John Brown en la soberana. Aún así, Ponsonby percibe el inmenso dolor de la augusta señora cuando ésta le escribe, refiriéndose a sí misma en tercera persona:

"La vida de la reina acaba de sufrir una desgracia tan terrible como la de 1861".

¡Una desgracia tan terrible como la de 1861! Victoria alude, directamente, a la muerte de su amado esposo y padre de sus nueve hijos, el príncipe consorte Albert. El fallecimiento de Albert había sido un acontecimiento devastador para ella; se había afligido y deprimido de tal forma, que llegó a temerse que perdiese la razón y, de hecho, brotaron rumores a escala continental de que estaba loca o volviéndose loca a causa de la pena. Ahora, Victoria sitúa a John Brown al nivel de Albert, su "ángel de pureza enteramente adorado".

De alguna forma, Victoria se refugia en la pluma y el papel. Se ha propuesto redactar de su puño y letra la necrológica de John Brown que aparecerá publicada en la Circular de la Corte, reproducida de inmediato en The Times. Paralelamente, desarrolla una intensa actividad epistolar. John Brown tiene hermanos: él había sido el segundo de once hijos. Victoria escribe rápidamente al hermano al que más unido se había sentido John, Hugh Brown. También escribe a la esposa de Hugh Brown, con la que se muestra extremadamente sincera: "Por lo que a mí respecta, la tristeza que me invade no tiene límites, es devastadora y no sé cómo soportarla, ni siquiera cómo concebirla...(...) Usted, usted tiene a su marido para que la apoye, pero yo ya no tengo ningún brazo en el que apoyarme". De Victoria surgen, asimismo, cartas dirigidas a algunos de sus familiares. No confía en obtener la empatía afectuosa de sus hijos e hijas: demasiado bien le consta que cada uno de ellos, del primero al último, se mostraban recelosos u abiertamente hostiles hacia John Brown. En cambio, busca comprensión en sus nietos. Su nieto Georgie de Gales, de solamente diecisiete años, recibe una particularmente impresionante en la que la soberana le ruega a ese muchacho destinado a convertirse con el tiempo en el rey George V de Inglaterra que no olvide nunca al que había sido el mejor amigo de la abuela.

Victoria está "lanzada" a una vorágine de culto al muerto. No se conforma con componer, esmeradamente, el texto de la cinta que cruzará la gran corona de flores que ella encarga:

"A tribute of loving, grateful and everlasting friendship and affection from his truest, best and most faithful friend, Victoria R.& I."

Eso NO es bastante para honrar a Brown. Ella asistirá al levantamiento del cadáver en Windsor, pero su frágil estado no le permitirá acompañar el cortejo fúnebre hasta Crathie, en Escocia. No obstante, está empeñada en repetir que, en cuanto su salud se lo permita, viajará al cementerio de Crathie para rezar ante la tumba de Brown, para la cual encarga una lápida de extraordinaria calidad en la que han de grabarse unos versos encargados al propio Tennyson:

"Más que servidor, este leal, sincero y valiente amigo
hasta la tumba ha cumplido con su deber antes de pensar en sí mismo".


Y no será lo único, no. La habitación que se había asignado a Brown en cada una de las residencias reales deberá mantenerse intacta, igual que si de pequeños santuarios se tratase; flores frescas se depositarán a diario encima de las almohadas, en la cama permanecerán desplegados los kilts de tartán del difunto ghillie. Quiere que el escultor Edgar Boehm haga surgir estatuas reproduciendo a John Brown, la principal de ellas para colocarla en el parque de Balmoral. Y quiere que Theodore Martin, el hombre que en su día había compilado a petición suya una biografía del príncipe Albert, se consagre ahora a preparar una biografía de John Brown. Theodore Martin decide eludir la tarea, usando a modo de excusa que su mujer se encuentra seriamente enferma. Victoria decidirá, por tanto, encargarse de preparar una breve biografía que remitirá a Ponsonby para su publicación.

En el primer aniversario de la muerte de Brown, doce meses de luto riguroso, la reina confesará:

-No puedo dejar de lamentarme.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: VICTORIA & JOHN BROWN
NotaPublicado: 14 Sep 2009 22:30 
Desconectado
Madre Fundadora
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 18377
sabbatical escribió:
¿Habéis visto la película Mrs. Brown...?
Aplaudo totalmente la idea de este hilo Minnie... siempre he tenido ganas de saber más de esta historia (La película si la he visto).
Quiero decir contada por tí <o>


Qué maja, jajajaja.

Es una historia que toca la fibra sensible a cualquiera ;)


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: VICTORIA & JOHN BROWN
NotaPublicado: 14 Sep 2009 22:34 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 01 Oct 2008 13:45
Mensajes: 3739
Ubicación: Viña del Mar- Chile
Me feliz porque al fin se hablara de este caballero que tanto me agrada

Imagen

(love)

_________________
Carolath Habsburg (as seen on Tumblr!!)

http://carolathhabsburg.tumblr.com/


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: VICTORIA & JOHN BROWN
NotaPublicado: 14 Sep 2009 22:37 
Desconectado
Madre Fundadora
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 22:02
Mensajes: 27118
Ubicación: ESPAÑA
En la película lleva a raya a todos, incluso por una vez está a punto de soltarle dos bofetadas al príncipe de Gales, pobre Bertie, que de todas maneras no sale muy bien parado. Pero vayamos al principio... mejor.

_________________
Imagen


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: VICTORIA & JOHN BROWN
NotaPublicado: 14 Sep 2009 22:39 
Desconectado
Madre Fundadora
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 18377
John Brown:

Imagen

¿Quién había sido ese hombre capaz de originar tan fervorosa devoción en la reina Victoria?¿De qué naturaleza era exactamente el vínculo que les unión?¿Se trata de la amistad más profunda y sólida?¿Se trata de un amor sincero y perdurable a través del tiempo?¿Llegó a existir un matrimonio secreto? Esas son las preguntas fundamentales a las que habría que intentar ofrecer una respuesta. Lo cierto es que, en la época, la prolongada relación entre Victoria y John Brown suscitó un alud de comentarios y no pocas especulaciones, a menudo de carácter malicioso. Entre 1866 y 1867 algunos periódicos ingleses hicieron correr ríos de tinta a propósito de John Brown, con abundancia de caricaturas. Fuera de Inglaterra, en los mismos años, no faltaron artículos de prensa que contenían jugosísimos cotilleos. La Gazette de Lausanne, en Suiza, publicó un breve en el que alguien aseguraba que la reina Victoria había dado a luz, en la mayor discreción, un bebé concebido en un matrimonio clandestino y morganático con John Brown. A nivel popular, esa clase de rumores tenían "gancho". La gente enseguida motejó a Victoria "Mrs Brown". En cierto modo, aquello recordaba la época en que había sido una jovencísima, cándida e inexperta reina, cuando había dependido en exceso de su primer ministro lord Melbourne. La infatuación de Victoria con el gallardo lord Melbourne había derivado en que muchos le aplicasen el sobrenombre de "Mrs Melbourne".


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: VICTORIA & JOHN BROWN
NotaPublicado: 14 Sep 2009 22:48 
Desconectado
Madre Fundadora
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 18377
sabbatical escribió:
En la película lleva a raya a todos, incluso por una vez está a punto de soltarle dos bofetadas al príncipe de Gales, pobre Bertie, que de todas maneras no sale muy bien parado. Pero vayamos al principio... mejor.


Hubo algunos...ejem...ejem...incidentes entre Brown y Bertie. También entre Brown y Affie, dicho sea de paso. En cierta ocasión, Affie, al llegar a Balmoral, había cumplido la etiqueta estrechando amablemente la mano de todos los criados...excepto la de John Brown. Al cabo de unas horas, cuando se celebraba una velada musical al estilo escocés, Affie mandó orden de que dejasen de tocar los violines, pero John Brown estipuló que se siguiesen interpretando melodías populares con violines incluídos -lo que equivalía a demostrar que él tenía mayor capacidad de decisión que el príncipe-.

Las cosas, por así decirlo, se pusieron al rojo vivo entre Affie y John Brown. Victoria decretó, muy regia ella, que Affie tenía que reconciliarse con John Brown sí o sí. Affie, que tenía su orgullo, replicó que sólo se avendría a una escena de avenencia y concordia en presencia de Ponsonby, porque él, cuando arreglaba desacuerdos con cualquiera a bordo de su barco, lo hacía, invariablemente, poniendo por testigo a uno de sus oficiales de confianza. Victoria estalló: "No estamos en un barco...¡y no quiero disciplina naval en mi casa!". Para Affie resultó humillante.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: VICTORIA & JOHN BROWN
NotaPublicado: 14 Sep 2009 23:12 
Desconectado
Madre Fundadora
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 18377
Nada podía hacer presagiar el sorprendente destino de John Brown...

Imagen

...cuando nació en Crathienaird, dentro de la parroquia de Crathie, en el Aberdeenshire escocés, el 8 de diciembre de 1826. Ni la aspirante a pitonisa más osada hubiera sugerido que ese niño, segundo hijo del matrimonio formado por el granjero John Brown y su esposa legítima Margaret Leys, llegaría a cruzarse, en un futuro, en la existencia de la princesa Alexandrina Victoria de Kent, que, por entonces, tenía siete añitos de edad. Desde la distancia que proporcionan casi dos siglos, resulta gracioso pensar que cuando Alexandrina Victoria de Kent, entonces llamada en su casa "Drina" o en ocasiones "Vickelchen", mostraba este adorable aspecto con sus nueve años...

Imagen

...John era un renacuajo de dos años que crecía campando a sus anchas en la reducida propiedad familiar de las Highlands.

John tenía dieciocho años cuando se colocó "ventajosamente". Eso quiere decir que se sumó al grupo de mozos de establos a sueldo de Sir Robert Gordon en una propiedad denominada Balmoral. Para entonces, Victoria ya era la reina de Gran Bretaña e Irlanda; de hecho, en las fechas en las que John Brown empezó a cuidar de los caballos de sir Robert en Balmoral, Victoria llevaba nueve años de reinado, seis años de matrimonio y cinco hijos para la nursery.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: VICTORIA & JOHN BROWN
NotaPublicado: 15 Sep 2009 05:43 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 06 Dic 2008 01:48
Mensajes: 4803
Minnie, como siempre fantastica =D>
Pero, será que a Victoria realmente le gustaria que se hable de esto :-/
Ella siempre queria que se recordarse a Albert.... :roll:


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: VICTORIA & JOHN BROWN
NotaPublicado: 16 Sep 2009 18:59 
Desconectado
Madre Fundadora
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 22:02
Mensajes: 27118
Ubicación: ESPAÑA
Citar:
John Brown fallece en Windsor -¡tan lejos de su Crathie natal, en el Aberdeenshire!- en la desapacible tarde del 27 de marzo de 1863.


Pero cómo... ¿Sólo sobrevivió dos años a Albert...?
O está errado o yo pensaba que había pasado mucho mas tiempo y la errada soy yo :shock:

_________________
Imagen


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto: Re: VICTORIA & JOHN BROWN
NotaPublicado: 16 Sep 2009 19:22 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 01 Oct 2008 13:45
Mensajes: 3739
Ubicación: Viña del Mar- Chile
John brown murio el 27 de marzo de 1883. Error de tipeo :-D

_________________
Carolath Habsburg (as seen on Tumblr!!)

http://carolathhabsburg.tumblr.com/


Arriba
 Perfil  
 


Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Nuevo tema Responder al tema  [ 26 mensajes ]  Ir a página 1, 2, 3  Siguiente


¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 2 invitados


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro
No puede enviar adjuntos en este Foro

Buscar:
Saltar a:  



Style by phpBB3 styles, zdrowie zdrowie alveo
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group
Base de datos de MODs
Traducción al español por Huan Manwë para phpbb-es.com
phpBB SEO
Crear Foro | Subir Foto | Condiciones de Uso | Política de privacidad | Denuncie el foro