Foro DINASTÍAS | La Realeza a Través de los Siglos.

Nuevo tema Responder al tema  [ 103 mensajes ]  Ir a página 1, 2, 3, 4, 5 ... 9  Siguiente
Autor Mensaje
 Asunto: ISABEL DE BRASIL
NotaPublicado: 01 Abr 2009 22:17 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17267
Imagen

La llamaron "la Redentora". Ejerció tres veces la Regencia durante el largo reinado de su padre, el emperador Pedro II, por hallarse éste en el extranjero. Y en dos de esas tres ocasiones, de su mano firmó leyes que pasarían a la Historia. El 28 de septiembre de 1871, estampó su nombre, con rúbrica, en la denominada Lei do Ventre Livre, mediante la cual todos los niños que naciesen en adelante en territorio brasileño de madres esclavizadas serían, sin embargo, libres. El 13 de mayo de 1888, diecisiete años después, iría más lejos aún, pues firmó la célebre Lei Áurea. Suponía que nada menos que decretó el fín de la esclavitud en el Brasil. Alrededor de 700.000 esclavos se encontraron, de repente, libres. Y los que habían sido sus dueños no obtuvieron ninguna compensación económica por "la pérdida".

En resumen: una mujer con convicciones, firme y resuelta. Su decisión le costó el trono de un Imperio. Aún así, antes y después de tomar el camino del exilio, declararía rotunda:

-Mil tronos eu tivesse, mil tronos eu daria para libertar os escravos do Brasil.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 01 Abr 2009 22:24 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17267
Por supuesto, al ser princesa, se le otorgaron ante la pila bautismal numerosos nombres de pila: Isabel Cristina Leopoldina Augusta Miguela Gabriela Rafaela Gonzaga de Bragança e Bourbon. Generalmente, se la conocería como Isabel o, a lo sumo, como Isabel Cristina.

Había nacido en Quinta da Boa Vista, en el Paço de São Cristovão, Río de Janeiro, un 29 de julio de 1846. Echando cuentas, resulta que firmó la Lei do Ventre Libre con veinticinco años de edad y la Lei Áurea con cuarenta y dos años de edad. Junto a su familia, hubo de abandonar Brasil, dónde un golpe de Estado acababa de significar la proclamación de la República, en la madrugada del 17 de noviembre de 1889: tenía cuarenta y dos años de edad. A partir de entonces, su vida discurriría entre París y, sobre todo, el château d´Eu, en Normandía, Francia. Allí murió el 14 de noviembre de 1921.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 01 Abr 2009 22:30 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17267
Ésta es una foto de su padre, el emperador Pedro II de Brasil:

Imagen

Y ésta una foto de su madre, la emperatriz Teresa Cristina de Brasil, nacida princesa de Borbón-Dos Sicilias:

Imagen

El modo en que accedió al trono imperial de Brasil este Pedro II a quien se daría el sobrenombre de O Magnânimo resulta francamente interesante. Así que merece la pena relatarla, siquiera de forma muy resumida...


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 01 Abr 2009 22:59 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17267
Trapos sucios de familia...

Hubo un rey en Portugal que los libros de Historia recuerdan bajo el nombre de João VI. No tuvo mucha suerte en su vida personal, para decirlo finamente. Su madre, la reina por derecho propio María I de Portugal, empezó siendo motejada La Piadosa a cuenta de su ferviente religiosidad, pero acabaría siendo motejada como La Loca a causa de una progresiva insania mental. María I de Portugal siempre había tenido que sobrellevar una naturaleza hipersensitiva e impresionable en extremo, con una propensión a dejarse torturar por escrúpulos de conciencia: había llegado a decretar nueve días de luto oficial en sus dominios al enterarse de que unos indeseables que habían irrumpido en una iglesia lisboeta para robar, no conformes con vaciar el cepillo habían tirado por los suelos las hostias consagradas que se guardaban para las misas. Pero esa María I de Portugal perdió definitivamente el equilibrio a raíz de las muertes de su marido, el co-soberano Pedro III, y del hijo primogénito que ambos habían tenido, José. José, el heredero, falleció demasiado pronto porque su madre, por motivos religiosos, no había querido vacunarle contra la viruela. Ella jamás pudo reconciliarse consigo misma a partir de entonces.

La demencia de María hizo que su segundo varón, João, se viese proclamado regente en febrero de 1792. Contaba veinticinco años, ofrecía una triste estampa física y poseía un carácter reservado, incluso sombrío. No había heredado los acuciantes problemas mentales de su madre, pero sí una inclinación a atravesar fases depresivas. Por si no le bastase con lo que tenía encima, las conveniencias políticas le habían hecho casarse a los dieciocho años con una niña de diez años: la infanta española Carlota Joaquina, una de las hijas de Carlos IV con María Luisa de Parma. Obviamente, el matrimonio no se consumó hasta que Carlota Joaquina cumplió los quince años. A esas alturas, ella era una jovencita ambiciosa e intrigante, con un temperamento endemoniado; enseguida se propuso manejar al marido a su gusto y capricho, ejerciendo una tremenda presión sobre él. Carlota Joaquina no dudaba en utilizar el chantaje sentimental para salirse de la suya, lo que debió añadir una constante tensión nerviosa a la tendencia depresiva de João. No por casualidad, los portugueses llegaron a llamar a Carlota Joaquina "a arpía de Queluz".

En fín: la pareja conformada por João y Carlota Joaquina demostró ser muy prolífica. Nueve hijos nacieron de la unión, aunque los -numerosos- enemigos de ella la acusaban de ser ninfomaníaca e infiel, por lo que asguraban que cinco de los nueve retoños no tenían por padre biológico al padre oficial. Resumiendo, había tres príncipes y seis infantas. Los varones, en orden de edad, eran Francisco -el heredero del heredero-, Pedro y Miguel. Sin embargo, Francisco se malogró en plena infancia, dejando abierto el camino sucesorio hacia Pedro, aunque la madre hubiese preferido cien mil veces a Miguel.

Pero...no hay que avanzar demasiado rápido tampoco. Lo cierto es que el principio del siglo XIX estuvo marcado, en la Península Ibérica, por la invasión napoleónica tanto de España como de Portugal. En 1807, la familia real portuguesa decidió abandonar su reino tomado por tropas francesas para buscar refugio temporal en la colonia de ultramar: Brasil. La reina loca María I, el regente João, la esposa de éste Carlota Joaquina y los niños embarcaron rumbo a Río de Janeiro. Brasil otorgó un cálido recibimiento a sus soberanos, que se establecieron felizmente. Por cierto que Carlota Joaquina alentaría sueños en el sentido de convertirse en una "regente" en nombre de su hermano Fernando VII de España, a quien los franceses habían atraído hacia Bayona para confinarle luego (eso sí, en gran esplendor...) en el château de Valençay, de las colonias hispanas del Río de la Plata. Mujer con ideas y aspiraciones, que se podría decir...

El episodio de la "emigración" de la familia real portuguesa a territorio brasileño constituye un hito esencial para la casa de Braganza...


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 01 Abr 2009 23:01 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 25 Feb 2009 16:50
Mensajes: 1913
Ubicación: Cádiz La Bella
¡¡Gracias Minnie, qué buen hilo!!Siempre me ha interesado mucho la figura de Isabel y sus logros para la libertad de los esclavos brasileños...¡¡Ánimo!! ;)

_________________
"Todo fracaso es condimento que da sabor al éxito" – Truman Capote


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 01 Abr 2009 23:16 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17267
Trapos sucios de familia...
(Segunda Parte)

La familia real portuguesa se quedó en Brasil hasta febrero de 1821. De hecho, la reina loca María I había muerto en marzo de 1816 y su hijo hasta entonces regente, João, se transformó en João VI, rey de Portugal, de los Algarves y de Brasil, estando en Río de Janeiro. Tan poco afán ponían en volver a Portugal, que los soldados portugueses acantonados en Río de Janeiro tuvieron que amotinarse para que el rey João VI compendiese que no le quedaba otro remedio que emprender camino de vuelta. Dejando a su hijo Pedro en calidad de regente de Brasil, cruzó el océano en un retorno poco deseado a Portugal junto a Carlota Joaquina y el resto de sus vástagos.

A partir de ahí, la familia entera empezaría a darse de tortas, por expresarlo coloquialmente. João VI quería ser un rey constitucional en tanto que Carlota Joaquina abogaba por un absolutismo recalcitrante al estilo del que exhibía su hermano Fernando VII en Madrid. Así que los dos esposos andaban a la greña, con Carlota Joaquina conspirando por las esquinas en contra de João VI, a quien quería dar la patada para sentar en el trono no al legítimo heredero Pedro -regente de Brasil- sino a su hijo favorito Miguel. Pedro, para más, acabó proclamándose emperador de Brasil en 1822, lo que implicaba la independencia de Brasil -flamante imperio...- respecto a Portugal -reino enzarzado en conflicto interno...-. João VI intentaría, en vano, que Pedro I se volviese atrás en esa decisión. También intentaría, en vano, poner paz entre Pedro I de Brasil y el príncipe Miguel, que aspiraba a ser el siguiente rey de Portugal, con apoyo de Carlota Joaquina, ahora que el mayor se había decantado por hacerse emperador en el continente americano.

Todo un culebrón, claro. Pero podía empeorar...y empeoró.

Resulta que nuestro Pedro, el mismo que "ficou" en Brasil en calidad de primer emperador del nuevo país independiente, se había casado en 1818 con la archiduquesa María Leopoldina de Austria, una de las hijas del emperador Francis I. María Leopoldina no fue muy feliz en Brasil, a pesar de que el país le parecía pródigo en parajes de gran belleza a esa princesa aficionada a la botánica y la minerología; pero se sentía, al principio, sola y consumida por la añoranza de su familia. Sus penas se incrementaron cuando el marido inició una relación de gran intimidad con la dama Domitília de Castro e Canto Melo. Hubo alguna escena sonada en la corte imperial de Brasil, con Leopoldina enfrentándose a Pedro porque no quería prestarse a una ceremonia de besamanos en la que participaría también Domitília. Pedro se puso francamente agresivo con Leopoldina en aquella ocasión, lo que añadió un plus de humillación pública a la digna archiduquesa.

Al margen problemitas conyugales, Pedro y Leopoldina habían procreado. Siete hijos fueron el resultado de la unión. De esos siete hijos, dos varones se malograron, así que quedaron cuatro féminas y un varón...


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 01 Abr 2009 23:22 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17267
INDIGOBLUE escribió:
¡¡Gracias Minnie, qué buen hilo!!Siempre me ha interesado mucho la figura de Isabel y sus logros para la libertad de los esclavos brasileños...¡¡Ánimo!! ;)


Gracias a tí por tus ánimos, Indigoblue ;)
La verdad es que siento curiosidad por la historia de Brasil. Y resulta que tenemos en el foro a todo un experto en el imperio brasileño...Erivam Pacheco. Confío en que él aporte la calidad al tema ;)


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 01 Abr 2009 23:36 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17267
Trapos sucios de familia...
(Tercera Parte)

Los hijos supervivientes de Pedro I y su emperatriz Leopoldina eran: María da Gloria, Januária Maria, Paula Mariana (que no superaría la pubertad sin embargo), Francisca Carolina y Pedro de Alcântara.

Pedro I jtenía un problema: al haber proclamado el imperio de Brasil, había desvinculado ese territorio del reino de Portugal. Era impensable que los brasileños aceptasen que, a la muerte de João VI, su emperador Pedro I se convirtiese asimismo en el nuevo soberano lusitano. Eso hubiese derivado en una especie de reunificación de ambos dominos, bajo la soberanía de la misma persona. Dar un paso atrás, como los cangrejos, no estaba en el ánimo de los brasileños. Y Pedro I lo entendía, así que diseñó su propia estrategia.

Él adoraba a su hijo varón, Pedro de Alcântara. Aseguraba, con orgullo, que el pequeño tenía asegurada doble popularidad sobre el padre porque a fín de cuentas los brasileños veían en el niño a un compatriota. La idea de Pedro estaba clara: en cuanto muriese João VI, cedería la corona de Brasil a Pedro (sería Pedro II) y marcharía a Portugal, dónde reinaría para, a su debido tiempo, ceder ese trono a la hija mayor que le había dado Leopoldina, la infanta María da Gloria (sería María II).

Lo cierto es que Portugal estaba a un paso -o menos- de la guerra civil. Es de suponer que João VI se murió con la desazón de saber que Carlota Joaquina seguiría con vida. Y también con la seguridad de que Pedro, resuelto a asegurar Portugal para su primogénita María da Gloria, tendría que enfrentarse con Miguel, el niño mimado de Carlota Joaquina.


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 01 Abr 2009 23:42 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 17 Feb 2008 21:47
Mensajes: 17267
Mañana más.
A ver si completo ese resumen de los antecedentes, nos centramos en los padres de nuestra protagonista y llegamos hasta ella ;)


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Abr 2009 00:38 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 06 Nov 2008 20:19
Mensajes: 1956
Ubicación: CABA - Argentina
Imagen

Decreto de la abolición de la esclavitud.

Excelente relato Minie =D>


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Abr 2009 02:06 
Desconectado
Avatar de Usuario

Registrado: 25 Nov 2008 19:19
Mensajes: 1267
Ubicación: Argentina
Minnie!!! Gracias por este hilo!!! :D Hace mucho que tenía ganas de saber más sobre esta princesa, y también ya que estamos me interesa mucho su hermana Leopoldina, aunque mucho no hay sobre ella ya que murió muy joven...


Arriba
 Perfil  
 
 Asunto:
NotaPublicado: 02 Abr 2009 14:03 
Muy buen trabajo Minnie, gracias por el documento cachi (¡¡emocionante!!)...

¿Iremos ampliando este hilo con otras casas reales?He visto otros hilos sueltos referidos a Hawai, Maximiliano y Carlota...¿O sólo con dinastias europeas en América?


Arriba
  
 


Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
Nuevo tema Responder al tema  [ 103 mensajes ]  Ir a página 1, 2, 3, 4, 5 ... 9  Siguiente


¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 0 invitados


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro
No puede enviar adjuntos en este Foro

Buscar:
Saltar a:  



Style by phpBB3 styles, zdrowie zdrowie alveo
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group
Base de datos de MODs
Traducción al español por Huan Manwë para phpbb-es.com
phpBB SEO
Crear Foro | Subir Foto | Condiciones de Uso | Política de privacidad | Denuncie el foro